Un año siempre contigo

Llena de nuestra vida vivida, de tu amor, de tu esencia, de tí sigo llena, pero…no sabes cuánto te extraño…

Acostumbrarme es un trabajo diario donde dejo fluir sin prisas cada recuerdo, cada añoranza, cada anhelo…cada lágrima con infinita gratitud de haber sido tu compañera de vida y tu la mía.

Aún sigo diciendo y recordando a las personas que te mencionan «que se alegren por haberte conocido»…y me dicen «no sabes cuanto,,,» y ese el mejor colgante que podemos tener los que te hemos conocido, un colgante lleno de alegría, felicidad, desapego, generosidad, energía y fuerza…así te recordamos.

Amada mía, seguimos pasando las hojas de nuestra vida, tú allí…yo aquí, muy poca distancia nos separa porque en el mismo barco seguimos navegando. Te amaré, te amo y te querré.