Si tuviera que calificar los Juegos Olímpicos de Tokio, diría que han sido retrasados y en alerta, por la pandemia CoVid-19.

Desde mi punto de vista han sido unos fantásticos diecisiete de esfuerzo, de ganas, de gratitud, de entereza. Los deportistas han hecho partícipes al mundo entero de sobriedad, alegría, perseverancia, ganas y capacidad de resistencia frente al azote pandémico donde todos hemos sido víctimas…me quedo con las caras, risas, abrazos y ganas de tantos deportistas.

Mi aplauso a Tokio por tanto despliegue y por ofrecer el espectáculo de deporte en condiciones de emergencia. Viva el deporte!!!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: